El rector Sauret instó a destrabar el conflicto del río Uruguay

El doctor Héctor César Sauret, rector de la Universidad de Concepción del Uruguay (UCU) se expresó en la mañana de este miércoles 9 de octubre en relación al conflicto binacional entre Argentina y Uruguay en torno a la contaminación del río Uruguay. En tal sentido, sostuvo que la diplomacia universitaria debe activarse para colaborar con las autoridades y promover un dialogo fecundo.

En la mañana de este miércoles en la Escuela Normal Superior Mariano Moreno de Concepción del Uruguay se firmó un convenio marco entre dicha institución y la Universidad de Concepción del Uruguay (UCU). El acto fue presidido por el rector de la Escuela Normal, profesor Lucio Carrancio, y el rector de UCU, doctor Héctor César Sauret. Al finalizar la actividad y hacer uso de la palabra Sauret expresó su preocupación en torno al resurgimiento del conflicto binacional sobre la planta pastera de UPM (ex Botnia).

“A nosotros nos parece que la sustentabilidad de la educación superior tiene también un componente ambiental. No solo hace a la sustentabilidad de la educación superior el componente estrictamente pedagógico, el proyecto pedagógico, los recursos humanos, la infraestructura, nuestros alumnos, nuestros graduados. El ambiente es el contexto básico, el hábitat es el contexto básico de educadores y educandos y deseo compartir con ustedes una preocupación sobre nuestro contexto ambiental. No es positivo que el bajo río Uruguay se pueda desenvolver en un agravamiento de la crisis ambiental sin que los educadores cumplamos nuestro rol. Nuestro rol es el de transmitir conocimientos y generar nuevos conocimientos, pero nuestro rol es de responsabilidad social” destacó el rector de UCU.

En tan sentido Sauret recordó: “Cuando los estados nacionales, las cancillerías, se encuentran inhibidas por la situación de conflictividad nace el espacio fecundo de la diplomacia interuniversitaria y nace el espacio fecundo de la diplomacia de los maestros y los profesores. Así ocurrió cuando hubo que resolver la guerra de Vietnam, así ocurrió cuando los Estados Unidos estaban enfrentados con la China, así está ocurriendo en este momento entre Irán y los Estados Unidos. No puede ser que un problema técnico sobre niveles de contaminación nos lleven a tirar por la borda lo que ha sido el dialogo fecundo entre orientales y entrerrianos en el marco de los vínculos municipales de la costa del río Uruguay. Y hay que expresar de una forma serena pero también positiva nuestra voluntad de colaboración con las autoridades que hoy están en un punto de discrepancia y comprender que el futuro de la contaminación debe resolverse en un contexto de desarrollo regional”.

“La región del río Uruguay reclamo hoy de la presencia responsable del mundo de la educación que tiene que emitir un sereno mensaje, no interrumpir el dialogo fecundo entre los municipios y comunidades. Si las comunidades ribereñas no controlan la contaminación no hay Cristo que las venga a controlar, no hay juez del tribunal de La Haya que lo pueda venir a resolver, y no hay consultores que puedan sustituir la vocación de servicio de los vecinos. Asumamos como vecinos del río Uruguay”, remarcó para finalizar Sauret.